Camino a Rectoría

1287

El camino ha quedado libre de obstáculos para que Fernando Mancilla alcance la categoría máxima de la Universidad de Colima: la Rectoría.

La cínica complicidad de la Federación de Estudiantes Colimenses (FEC) con la Universidad de Colima le ha rendido frutos.  Mancilla Fuentes ha sabido manejar sus piezas del ajedrez.

Trabajó para limpiar su camino mientras fue Secretario General de Ernesto Pasarín en el periodo de la federación 2005-2008. Cuando llegó el momento, Mancilla Fuentes contaba ya con la fuerza suficiente en las escuelas universitarias para estar respaldado por “las mayorías”.  Logró que el entonces rector, Miguel Aguayo, le diera el dedazo para ser el “candidato de unidad” de la FEC para el periodo 2008-2011, dejándole al rival (el sucesor nato de Pasarín) la Secretaría General (que meses después abandonó). Fernando supo liberarse de las piedritas ‘pasarinistas’ para tener el control absoluto de la FEC. Pronto Mancilla regresó el favor permitiendo la reelección de Aguayo en la UdeC.

Mancilla dejó de lado su interés por los estudiantes para concentrarse en una diputación local. Nunca quiso transparentar el presupuesto con el que trabaja la FEC. Nadie conoce de dónde salió el dinero para pagar las despensas, las flores y otros materiales que se repartían libremente por los hogares del distrito VII en Villa de Álvarez. Buscaba en el 2012 la candidatura del PRI a la diputación de ese distrito pero el plan no le funcionó. Esto no significó el fracaso de Mancilla Fuentes. Pronto, fue cobijado por Miguel Aguayo en la suplencia de la diputación federal del distrito I.

Fernando Mancilla se aprobó ampliar su periodo de dirigencia en la FEC por 20 meses (aunque el máximo establecido sea de 18), sin oposición alguna. Situación misma que permitió a Héctor Magaña ser el nuevo presidente del organismo ahora por cuatro años a partir del 5 de febrero.

Ha logrado empatar las tomas de protesta de la FEC con las de la Universidad de Colima, como condicionamiento de poder.

El nuevo rector, Eduardo Hernández Nava, nombrado candidato por siete universitarios (entre ellos Mancilla Fuentes), fue el candidato impulsado por el propio Fernando para el cargo, lo que “obligó” la declinación de los otros dos candidatos. El apoyo estudiantil le fue garantizado a Nava.

Sin contar con experiencia alguna en la docencia, Mancilla Fuentes fue premiado por Hernández Nava con la Dirección de Educación Media Superior, escuelas donde la FEC tiene un control estudiantil impresionante. ¿A quién le sorprendería que éste sea el próximo rector?

Fernando Mancilla sigue autonombrándose presidente nacional de los estudiantes aunque el cargo haya vencido el pasado 10 de febrero. Situación nada asombrosa luego de su historial en la FEC. También es suplente de la diputación federal, y vocal del recién creado Consejo Consultivo de la federación.

Mancilla Fuentes ha alcanzado la estabilidad que buscaba. Sentado en la Dirección, ya no se encargará de ganar adeptos. La FEC se encargará de mantener los reflectores y el apoyo hacia él rumbo a 2021, cuando se renueve la rectoría de la Universidad de Colima y cuando Mancilla ya cumpla todos los requisitos tanto de la Ley Orgánica como los del fernandismo para ser electo rector 2021-2025, si es que alguna acción extraordinaria no sucede.

 

Comentarios

Powered by Facebook Comments