Coordina Mancilla campaña del rector en la Villa

1087

  • Se confirma que no es candidato a diputado.
  • El fideicomiso ahora en manos de la FEC podría estarse utilizando para financiar la campaña.??
A través de las redes sociales, estudiantes
se burlan del dirigente extemporáneo de la FEC
tras ser negada su candidatura a diputado.
El dirigente usurpador de la Federación de Estudiantes Colimenses (FEC) y presidente inútil de la Confederación Nacional de Estudiantes Mexicanos (CONEM), Luis Fernando Mancilla, es el coordinador de campaña del candidato a diputado federal del PRI, Miguel Ángel Aguayo López, en el municipio de Villa de Álvarez. Lo anterior señalado por una fuente al interior del equipo de trabajo del aún rector de la Universidad de Colima.
Luego de confirmarse que la candidatura del PRI-PANAL a la diputación local del distrito VII es para Jesús Villanueva, y no para Fernando Mancilla (quien tanto lo anheló), éste ahora trabajará con su cómplice, Miguel Aguayo, coordinando su campaña política en el municipio de Villa de Álvarez.
Esta mancuerna sólo viene, una vez más, a confirmar la complicidad que han mantenido a lo largo de varios años y que se consolidó durante los primeros meses de este año, otorgándose favores uno a otro. Tan sólo basta mencionar el aún cuestionable y no-aclarado aumento de las cuotas universitarias, o la transferencia del poder de fideicomisos de rectoría a la FEC.
¿Cómo es posible que un rector siendo oficialmente candidato de un partido continúe al frente de una institución universitaria? Si Miguel Aguayo tiene la suficiente vergüenza debería dejar el cargo de rector lo más pronto posible, por dignidad, por credibilidad, para no desconfiar aún más de él y del propio partido al que pertenece. ¿O acaso, contando con un presupuesto de más de $1.2 mil millones de pesos no se le antojará financiar de ahí su campaña y la del PRI?
Ahora que se ha anunciado que también Fernando Mancilla está envuelto en la candidatura de Miguel Aguayo, no podría dudarse ni tantito que salgan decenas o cientos de peticiones de “fideicomisos fantasmas” para desviar recursos a las campañas políticas del clan Aguayo-Mancilla. Pues ahora que Miguel Aguayo perderá el control de la universidad, Fernando Mancilla será quien obtenga los recursos que se necesiten a través de los fideicomisos. El rector no da paso sin huarache. ¿O cuál es la explicación que la Universidad de Colima tiene que dar al respecto? Porque ya van más de un mes desde esta imposición –y como siempre- el rector no explica la razón de sus ‘decisiones’.

Comentarios