A un año del caso Narvarte, “el gobierno le apuesta al olvido”

635

A un año del multihomicidio de cinco personas en la colonia Narvarte, periodistas, familiares y  organizaciones civiles exigieron justicia y señalaron, en diversas manifestaciones,  “la falta de voluntad por parte de las autoridades para esclarecer el caso”.

La organización Artículo 19, la Clínica de Interés Público y Trata de Personas del ITAM y el Grupo de Acción por los Derechos Humanos y la Justicia Social informaron que a un año de los homicidios  de Rubén Espinosa, Nadia Vera, Mile Virgina Martín, Alejandra Negrete y Yesenia Quiroz, “la investigación de los hechos permanece estancada”.

Las organizaciones expusieron que sólo por la activación de recursos legales hechos por la coadyuvancia se mantiene abierta la averiguación previa, pues “es clara la falta de voluntad de la institución ministerial por agotar líneas de investigación y ampliar el espectro de probables responsables en el crimen que conmocionó a México y el mundo”.

En una protesta frente a las instalaciones de la Procuraduría General de Justicia (PGJ) de la Ciudad de México,  Alma, hermana del fotoperiodista Rubén Espinosa, señaló que dicha dependencia se ha empeñado más en defender su “verdad histórica” que en realizar las diligencias pertinentes para explicar lo ocurrido.

Informó que ha sido descartada la versión que vincula a la  colombiana Mile Virginia con tráfico de estupefacientes, ya que “en los registros del aeropuerto ella nunca aparece, por lo que nunca pudo haber recogido una maleta que supuestamente contenía droga”.

Para Alma, esto fue sólo un intento por parte de las autoridades para criminalizar a una víctima.

El olvido no es una opción. Este crimen no puede quedar impune”, puntualizó.

Patricia Espinosa, indicó que hay elementos clave que no se han investigado, como la actividad periodística de su hermano Rubén, o el activismo de Nadia Vera.

Recordó que en julio del 2015 –poco antes de su homicidio– el fotoperiodista dio una entrevista en la que denunció que sufrió de hostigamiento y amenazas en Xalapa, Veracruz, por lo que abandonó la entidad y se mudó a la capital del país.

En tanto Nadia, en el 2014, tras recibir varios mensajes de amenazas e intimidatorios en su correo como en su domicilio, salió de Xalapa y llegó a la Ciudad de México, donde rentó junto con tres chicas un departamento en la calle Luz Saviñón, donde se produjo el asesinato múltiple el 31 de julio de 2015.

Sobre lo anterior, Artículo 19 cuestionó que la Procuraduría General de la República (PGR), a través de su Fiscalía Especial para la Atención de Delitos cometidos contra la Libertad de Expresión (FEADLE), no haya atraído el caso, a pesar de las denuncias públicas que hicieron Nadia y Rubén sobre las amenazas en su contra por su actividad crítica contra el gobierno de Veracruz.

David Peña, abogado de Nadia, Yesenia y Mile, expresó que  hay más interrogantes que respuestas de lo sucedido.

Tenemos la sensación de que no ha pasado un año. Porque sigue intacto el dolor, la rabia y la impotencia por la impunidad”, puntualizó.

Por su parte, Giovanna Mazzotti, colega de Nadia Vera, denunció que “el gobierno le apuesta al olvido” del caso.

En la capital de Veracruz, en la Plaza Regina, periodistas y diversos colectivos se reunieron para recordar a las víctimas. “Rubén vive”, “Nadia vive” y “Fuiste tú” (haciendo alusión a Javier Duarte), fueron algunas de las leyendas que, escritas con yeso blanco, tapizaron la explanada de ese lugar.

Frente a la casa donde ocurrió el homicidio se realizó un evento cultural que contó con la participación de  Armando Vega Gil y la rapera oaxaqueña Mare Advertencia Lírika.

(Con información de Proceso y Animal Político)

Comentarios