‘Prenden’ marcha contra aborto y matrimonio igualitario

3183

Por considerar que el aborto y el matrimonio igualitario son “contrarios a las leyes de Dios”, asociaciones civiles y religiosas se manifestaron para exigir al Congreso del Estado que no los apruebe.

En la denominada “Marcha por la vida”, que inició en el Rey Colimán y concluyó en la Piedra Lisa, asistieron poco más de 2 mil personas vestidas de blanco provenientes de todos los municipios de Colima y algunos de Jalisco.

“No al aborto, sí a la vida”, “Familia unida defiende a la vida”, “Mi mami dijo sí, por eso estoy aquí” y “Sé valiente, defiende al inocente”, fueron algunas de las consignas que hombres, mujeres y niños corearon a lo largo del recorrido.

Al arribar a la Piedra Lisa, los religiosos se encontraron con dos jóvenes que sostenían una manta con un texto que criticaba la marcha.

“Hipócrita. Mientras tú protestas por estupideces, la Iglesia se enriquece, miles de sacerdotes abusan de niños y millones de niños mueren de hambre en la calle”, señalaba el mensaje.

Esto provocó la molestia de unos cuantos feligreses. Una mujer de edad avanzada utilizó su bastón para jalar la manta. Minutos después un señor se aproximó por atrás para intentar arrebatárselas pero no lo logró.

“Ustedes no deben estar aquí, ustedes deben estar debajo de las piedras. Son los pecadores más grandes”, dijo la mujer. Posteriormente se arrodilló frente a los jóvenes, rezó un Ave María. A las plegarias se sumaron otras dos mujeres.

“Quiten esa porquería. ¿Le consta eso?”, increpó otra fémina. Al mismo tiempo, alrededor de los jóvenes, los religiosos colocaron sus pancartas con mensajes como: “Decide en tu cuerpo… antes de compartilo. Opción: castidad” y “Hermano, ¡también es tu sangre! No al aborto masculino”.

Entrevistado minutos después, Antonio Aguirre Ruíz, asesor de la pastoral social de la Diócesis de Colima, resaltó que la marcha fue “la más pacífica”.

“Se les pidió a los asistentes que lo hicieran (manifestarse) con respeto y que no se prestara a las provocaciones. Y como ya vimos, gracias a Dios, fue la marcha más pacífica, ordenada y bien organizada”.

Consideró que estas manifestaciones son necesarias para ejercer presión sobre los diputados y evitar que al momento de legislar se dejen llevar por una minoría a la cual “no le asiste la razón”.

“Unos pocos están ahí promoviendo el aborto  y los matrimonios igualitarios (…) las mayorías estamos en desacuerdo  y clamamos por el respeto a la vida desde su concepción, y por el matrimonio formado por un hombre y una mujer, acorde a la ley natural”, agregó.

Aunque dijo ser respetuoso de los derechos de los homosexuales, rechazó el matrimonio entre personas del mismo sexo,  ya que éste deber ser “solamente según el plan de Dios”.

“Que le cambien de nombre, que le digan de otro modo, pero matrimonio sólo es el instituido por Dios”, argumentó.

Según el párroco, son varios los legisladores colimenses contrarios a la vida, por lo cual el próximo 21 de abril harán llegar al Congreso del Estado  una carta acompañada de firmas de ciudadanos que respaldan la postura de la iglesia, esto con la intención de incidir en sus opiniones ante la posible legalización de la interrupción del embarazo y los matrimonios igualitarios.

Durante el evento se proyectaron videos testimoniales de mujeres que abortaron, y que ahora, se dedican a difundir su experiencia para evitar que otras mujeres lo hagan. También hubo música y oraciones.

Comentarios