Muerte de transportista enfrenta al PRI y PAN en el Congreso

207

El panista Crispín Guerra Cárdenas y el priista Octavio Tintos Trujillo se enfrentaron en el Congreso del Estado por la muerte a batazos del transportista Adán Gómez Magaña, de 60 años de edad.

En la sesión del jueves pasado, Guerra Cárdenas propuso un punto de acuerdo para exhortar al Gobernador interino Ramón Pérez Díaz otorgar una pensión a la familia del Gómez Magaña.

Dijo que este hecho es perjudicial para la economía de su familia porque todos los gastos de su esposa y sus dos hijas los sostenía él.

Para el panista, este fallecimiento es “el resultado más indeseable” del proceso electoral pasado.

“Más allá de cualquier ideología partidista, hablamos de un acto cruel e inhumano que no tiene justificación. Ninguna persona debe ser agredida en nombre de enemistades políticas”, manifestó.

Por tal razón, exhortó al Gobernador “garantizar que la familia de Adán Gómez no va disminuido su bienestar, y por el contrario, se le asegure un nivel de vida igual o mayor como el que hasta ahora nuestro amigo Adán otorgaba”.

Durante su intervención, los trece legisladores panistas se colocaron un pañuelo rojo alrededor del cuello tal como lo hicieron los tranportistas en señal de protesta.

En respuesta, el diputado Octavio Tintos pidió a sus homólogos evitar lucrar con el dolor de la familia y esperar que la Procuraduría de Justicia “haga su tarea”.

“Lamento mucho que la mesa directiva no tenga respeto, es muy lamentable que sean comparsa de una situación de mucho respeto”, expresó el priista.

“Si realmente son solidarias, ahorita estuvo un familiar o amigo del señor Adán solictando la cooperación a cada uno de nosotros, no sé cuantos fueron solidarios para poder dar una aportación al gasto fuerte que se le viene a dicha familia”, añadió.

Finalmente, negó que su partido haya estado involucrado en la muerte del transportista porque “la propaganda era del PAN, ilógico que fuera gente del PRI”.

 

Comentarios