Evade delegado Segob garantizar gobernabilidad en Zacualpan

960

Víctor Manuel Gandarilla Carrasco, delegado de la Secretaría de Gobernación (Segob) en Colima, deja entrever que desconoce aspectos básicos de su reglamento interno, de los derechos humanos y de su código de ética ante sus omisiones y su deslinde para resolver el conflicto que vive la comunidad de Zacualpan.

A través de una carta enviada el pasado 15 de enero al funcionario federal, la organización Procesos Integrales para la Autogestión de los Pueblos -perteneciente a la Red Mexicana de Afectado por la Minería (Rema)- lamentó que pretenda “desdeñar su intervención” en el citado conflicto a pesar de “las facultades que le confiere su cargo”.

“En Zacualpan hay una crisis social, pero esta ya tiene resoluciones concretas y ello requiere restablecer el orden y respeto de lo ya sentenciado. Es decir, nos parece que usted sufre de una total falta de compresión de su quehacer como funcionario”, expusieron en el documento.

“A usted le toca un aspecto central de la vida de nosotros las y los ciudadanos, se llama Gobernabilidad y esa es su principal atribución (…) y si las y los ciudadanos que vemos vulnerados nuestros derechos acudimos a la institución que dirige, es justo porque en este cargo, de acuerdo a los mandatos constitucionales y leyes específicas, le toca a usted darle atención y solución”, agregaron.

El 13 de enero pasado, Gandarilla Carrasco no sólo se deslindó de su responsabilidad para solucionar las diferencias en Zacualpan sino que también pidió a las organizaciones civiles -como Bios Iguana- evitar involucrarse.

“No espere a que su omisión le genere un Ayotzinapa o un Tlatlaya o una Ruana. Actúe antes de que los hechos incluso pongan a su cargo en el limbo. Esa es su responsabilidad y función”, sentenciaron.

Para la organización, el conflicto no se reduce a la afectación turística y la venta de comida, sino es la consecuencia de la “errónea política federal” consistente en entregar concesiones mineras sin tomar en cuenta los derechos de los pueblos.

“Ya tenemos muchos casos en México como para que usted, por omisión, quede coludido en las responsabilidades por la no atención”, concluyeron.

Cabe recordar que el pasado 30 de noviembre, Taurino Rincón Lorenzo fue electo por mayoría de votos como nuevo presidente del Comisariado de Bienes Comunales de Zacualpan. El 28 de diciembre designaron al nuevo administrador del manantial -uno de los bienes de la comunidad-, pero desde entonces el reducido grupo de priistas ligado a Guzmán Teodoro ha montado una guardia en la entrada principal del balneario que impide el acceso y salida de cualquier persona.

 

Comentarios